Coworking Sant Celoni

¡Buenas!

Hoy quería hablarte de los últimos cambios que ha habido en mi vida.

Y  es que, un buen día te levantas con la idea de montar una oficina para poder tener tu propio espacio de trabajo cerca de casa. Vale, muy bien, es algo con lo que soñaría cualquiera. Hasta que 6 meses y 30 viajes al IKEA después, en vez de una oficina, has montado un coworking en Sant Celoni. Esto sólo nos pasa a nosotros.

A principios de este año, el Señor Zeta y yo quisimos dar un paso más en nuestra vida profesional, y decidimos montar nuestra propia oficina en Sant Celoni para poder tener un espacio de trabajo a pie de calle con el que ofrecer los servicios de Misterbúho, nuestra agencia SEO, y de esta forma tener más visibilidad.

Pensamos que también estaría genial tener la posibilidad de alquilar las mesas de la oficina a otros emprendedores como nosotros para poder ahorrar en gastos. Así que una cosa llevó a la otra y acabamos con la idea de montar un Coworking en Sant Celoni. Evidentemente buscamos mucha información al respecto y también hicimos un plan de empresa. Encontramos un local en pleno centro perfecto para lo que queríamos y, una vez alquilado, nos pusimos manos a la obra. Literalmente.

Primero de todo empezamos con el desarrollo de la identidad corporativa. Teníamos claro que no queríamos que fuera la típica oficina seria, aburrida y tradicional. Queríamos algo diferente y con un toque original, así que después de muchas búsquedas en Google y Pinterest, encontramos el estilo perfecto para lo que sería nuestro nuevo proyecto.

Nos decantamos por un estilo entre industrial, rústico y vintage, con mucho protagonismo del color blanco, ya que aporta luminosidad natural al espacio, pero añadiéndole elementos en rojo y negro, los colores corporativos. La madera también es algo que queríamos destacar, puesto que le da un toque cálido y acogedor a cualquier oficina, así que casi todo el mobiliario (escritorios, estanterías, taburetes, etc.) lo elegimos de este estilo.

Así pues, tras varias semanas dedicadas a los trabajos de chapa y pintura de la oficina a lo Bricomania, y más viajes al IKEA de los que hubiésemos deseado, todo hay que decirlo, empezamos con lo realmente divertido: el montaje. Sí, porque montar 8 escritorios con sus correspondientes 32 patas ADILS, 4 cajoneras HELMER, 8 sillas giratorias SKÅLBERG, 4 sillas VILMAR, 1 mesa auxiliar TINGBY, 1 carrito FÖRHÖJA y 1 mesa de comedor NORDEN es lo más coñazo que te puedes echar a la cara. Cuando llevas un par de mesas hasta te parece divertido y todo pero cuando ya vas por la octava, sólo te quedan ganas de pegarte un tiro. Por no hablar de los callos que te salen en las manos por culpa de ese objeto del diablo llamado llave allen. Sí, IKEA, no me siento las manos desde ese maldito día #ModoRamboON.

Una vez montados todos los muebles y colocados en su sitio, pudimos ver con mejor perspectiva la oficina y hacernos una idea mejor de dónde queríamos el resto de elementos decorativos. Esto último lo hicimos en un sólo domingo, y es que en realidad fue lo más fácil y entretenido.

Si quieres saber más sobre el diseño del logotipo, en mi portfolio te lo explico todo.

¿Quieres ver cómo quedó finalmente el coworking? ¡Adelante!

Como te he comentado anteriormente, está situado en el centro del municipio, en uno de sus ejes principales. Se trata de una calle comercial peatonal, con lo cual los coches no dan por saco y se está muy tranquilo. El rótulo está hecho con tablones de madera superpuestos, un marco de hierro y letras corpóreas blancas.

Queremos que los coworkers tengan la oportunidad de anunciarse a través del escaparate. Para ello, diseñé un vinilo dividido en 8 secciones, cada una de ellas correspondiente a un coworker. Cada sección consta de un “bocadillo” dentro del cual va el logo + una cajita descriptiva con los servicios de la empresa / coworker. De esta forma, todos los viandantes que pasen por delante de la oficina, pueden ver las empresas que trabajan aquí y entrar a pedir información, si estuviesen interesados.

coworking-sant-celoni-entrada

Coworking Sant Celoni

La Zona de Recepción

Nada más entrar en la oficina, lo primero que nos encontramos es con la zona de recepción. A mano derecha una pequeña sala de espera con dos sillas y, a mano izquierda un espacio para atender a los usuarios.

Dos palets hacen de separación entre la zona de recepción y la zona de trabajo. Estos dos palets los compramos, los barnizamos y les añadimos el soporte de la parte superior para colocar las plantitas, y también una plataforma con ruedas en la parte inferior para poder moverlos sin problemas.

La Zona de Trabajo

La zona de trabajo consta de 7 escritorios. Algunos de ellos tienen lámparas de pie y cajoneras metálicas, de esta forma el coworker puede escoger la mesa que más le convenga según sus necesidades.

coworking-sant-celoni

Coworking en Sant Celoni

La Decoración

Como decoración, una caja de madera de fruta a modo de estantería + otra estantería hecha a mano con trozos de madera que nos sobraron, colgada de la pared con dos ganchos y cuerda.

decoración-coworking-sant-celoni

Coworking Sant Celoni – decoración

También colocamos varios marcos con frases inspiradoras, pues es un espacio donde van a trabajar emprendedores o freelance, así que un poco de motivación nunca viene mal. En la estantería tenemos la mítica frase de Walt Disney: “If you can dream it, you can do it“.

Do what you love, love what you do“, del escritor Ray Bradbury, es otra de las frases que teníamos que colgar en la pared sí o sí. Traducido sería algo así como: “Haz lo que amas, ama lo que haces”.

coworking-sant-celoni-do-what-you-love

Coworking Sant Celoni – láminas inspiradoras

Pero sin duda, mi favorita es la que reza “Siempre sé tú mismo. A no ser que puedas ser Batman. Entonces es mejor ser Batman“. Es BRUTAL. Vi la frase por Pinterest y me hizo tanta gracia que tenía que usarla.

coworking-sant-celoni-lamina-inspiradora

Coworking Sant Celoni – lámina motivadora friki >:)

La Zona de Descanso – Cocina Office

¡Pero no todo va a ser trabajar en esta vida! Durante la jornada laboral, todos necesitamos un tiempo de descanso para relajarnos, distraernos y desconectar un poco. Así que ahora nos adentraremos en la zona de descanso. Queríamos que mantuviera el estilo principal del coworking, es decir, blancos, rojos, madera, rústico, etc. Pero al tratarse de la zona de ocio, quisimos darle un toque más desenfadado.

coworking-sant-celoni-zona-descanso

Coworking Sant Celoni – zona de descanso

Dispone de un cómodo sofá con una funda la mar de llamativa. Vale, sí, lo has adivinado, se trata del sofá KLIPPAN de IKEA. Puede servir tanto para una reunión informal como para echarse una siesta. También hay una mesa para poder comer cómodamente o hacer una reunión más formal, con o sin proyector.

Al otro lado, lo que sería la zona de la cocina-office, colocamos dos mesitas plegables con taburetes, para tener la posibilidad de poder hacer un bocado rápido o un café. Hay dos lámparas con luz cálida y también dos enchufes para cargar el móvil. Por supuesto también hay cafetera, nevera y microondas a disposición de los coworkers.

coworking-sant-celoni-coffee-bar

Coworking Sant Celoni – coffee bar

El Coffee Bar

Y aquí viene la guinda del pastel. Que no lo digo yo, que lo dice todo el mundo que entra aquí, y es que no pueden evitar soltar un “ohhhhh” al verlo, cosa que me llena de orgullo y satisfacción (como Juanqui).

Cuando tocó diseñar esta zona de la oficina, el Señor Zeta me dijo: “a tu libre albedrío”. Empecé a “pinterestear” y encontré que los coffee bar se estaban poniendo muy de moda, así que pensé que uno de estos en la zona de cocina office quedaría ideal. Busqué muchas imágenes para tener una idea de cómo podía colocarlo todo y que quedase bonito y, una vez lo tuve todo claro, fui a comprar todo lo que necesitaba.

coworking-en-sant-celoni-coffee-bar

Coworking Sant Celoni – coffee bar

Lo primero que hice fue pintar con dos capas de pintura de pizarra negra, y una vez seca dibujé el lettering con rotulador de tiza líquida. Luego coloqué el carrito en su posición y empecé a llenarlo de cosas. De hecho lo más útil es la Nespresso (<3), la tetera y las tazas. Todo lo demás es meramente decorativo aunque, bueno, ese tarro de cristal en breve estará lleno de cookies. Y ese dispensador de bebidas seguro que nos será útil cuando montemos algúna sesión de pelis o series en la oficina entre coworkers. Sí, amigo, lo que oyes. ¡Sesiones de pelis y series! No descartamos ver el último capítulo de Game of Thrones con otros fans de la zona y unas cuantas palomitas =)

¡Síguenos!

Como buenos Social Media Lovers que somos, por supuesto estamos en todas las redes sociales, así que si quieres ver qué se cuece por el coworking, ¡te invito a seguirnos!

Así pues, después de meses de trabajo, el Coworking Sant Celoni quedó inaugurado a finales de agosto. Luego todo fue muy rápido. Y es que, en cuestión de un mes, y después de meditarlo bajo el sol de Menorca durante las últimas vacaciones que hicimos en octubre – esta vez sin ciclogénesis explosiva Mordoril (para ver de qué hablo, dirígete aquí) –, decidí tirarme a la piscina y dejar el trabajo que me estaba amargando la existencia para ponerme a trabajar de nuevo junto al Señor Zeta en Misterbúho.

Aunque al principio tenía miedo de este cambio, creo que es lo mejor que podría haber hecho, pues estoy más feliz que una perdiz. Ahora hago lo que realmente me gusta, y esto ha hecho que vuelva a motivarme mi trabajo y a cogerlo con ganas e ilusión. ¡Por no hablar de que tengo la oficina a 5 minutos de casa! =)

Pues nada, sólo quería ponerte al día de todo. ¿Qué te parece este nuevo proyecto? ¿Vendrías a trabajar a nuestro coworking? ¿Qué añadirías, quitarías o cambiarías? =)

Saludos y, nos vemos en otra entrada, colega 😉

FacebookTwitterGoogle+PinterestEmailShare