4 hoteles románticos para petarlo en San Valentín [+lámina]

Se acerca San Valentín (ooootra vez). Los escaparates se tiñen de rojo y están llenos de corazones, purpurina y unicornios voladores con un neón en la frente que pone TE QUIERO. Tanta empalagosidad a veces hace regurgitar el desayuno de la semana anterior, pero mira, nunca viene mal un poco de amor de vez en cuando.

En mi blog ya he dedicado unas cuantas entradas a este día tan cuqui:

Vales Regalo para San Valentín
Etiquetas de Regalo para San Valentín
Guía de Regalos para San Valentín

Y este año no iba a ser menos, así que os traigo una lista con 4 de los hoteles más románticos en Catalunya para que triunfes en San Valentín + un regalito al final de este post ♥

El Señor Zeta y yo llevamos casi 7 años juntos (léelo con voz de Janice de Friends: ¡Oh Dios Mio!), así que hemos hecho varias escapadas juntos y gracias a ellas hemos conocido algunos hoteles originales y románticos que quitan el hipo. Como vivimos en Barcelona, la mayoría de escapadas de San Valentín o de aniversario las hemos hecho por la zona, así que os voy a hablar de ellas.

Mil Estrelles – Durmiendo bajo las estrellas

¿Te imaginas vivir en una burbuja? En este hotel situado en Borgonyà, cerca del lago de Banyoles, puedes hacerlo. Se trata de un hotel al aire libre donde sus habitaciones son esferas semitransparentes a través de las cuales puedes contemplar el cielo y las estrellas. Las “bubbles” están repartidas por el jardín del hotel y situadas a cierta distancia entre ellas por cuestiones de intimidad. Spica, Sirius, Casiopea, Acrux, Antares o Polaris son algunos de sus nombres. No hay una burbuja igual a la otra pero todas tienen ese encanto especial.

Cuando el Señor Zeta y yo nos alojamos allí estuvimos en la suite Spica. Es un duplex y tiene terraza, comedor, baño completo, jardín y en la planta superior, lo que viene siendo la burbuja en sí, con la cama y el techo completamente transparente para poder dormir bajo las estrellas. Con tu burbuja viene incluido el alquiler de un telescopio y un mapa de las constelaciones que se van a poder observar ese día.

La cena degustación puedes elegir comerla en el edificio de la masia o pedir que te la traigan a tu burbuja, que es lo que hicimos. El desayuno buffet (es de las cosas que más me gusta y más ilusión me hace de un hotel) sí que se sirve en la masía, y es una variedad de productos de la zona, como embutidos, quesos, repostería, zumos, etc.

También hay otros servicios extra que tienes que reservar a parte, como el jacuzzi, masajes o el flotarium. El Señor Zeta y yo elegimos el flotarium, ya que nos dijeron que se podía disfrutar en pareja. Yatusabeh, amigo.

El precio por habitación ronda entre los 120€ y los 250€.

De verdad que merece mucho la pena, por la originalidad del lugar, el paraje (estás en medio del campo), la experiencia de poder contemplar las estrellas con una claridad única y por el cariño y la amabilidad de los dueños del hotel. ¡Sin duda volvería a repetir!

Cabanes als Arbres – Viviendo como un Ewok

Seguro que has soñado alguna vez con tener una casita en el árbol, como los niños de las pelis yankees. Pues en este hotel de Sant Hilari Sacalm (Girona) puedes vivir la experiencia.

Para llegar tienes que recorrer varios kilómetros de curvas, por lo que está situado en pleno bosque. Al llegar aparcas el coche en el parking y te diriges a la masia La Vileta, donde se encuentra la recepción, el comedor, el bar, una sala de estar y las duchas. En la parte de fuera hay un jardín con piscina, mesitas, sillas y hamacas, y también un recinto cerrado donde se encuentra el jacuzzi ecológico y la sauna.

Una vez en recepción, te hacen una breve explicación de cómo funciona todo y te entregan el Kit de Supervivencia, compuesto por todos los elementos necesarios para sobrevivir en tu casita del árbol.

Hay 10 cabañas y todas ellas tienen nombres de pájaros. Nosotros teníamos la Oreneta, que se encuentra a unos 700 metros de la masía. Todas las cabañas tienen más o menos la misma distribución: la cama, una mesita con taburetes, una zona de descanso, el tocador con una jarra de agua, y el lavabo ecológico.

La cena cuesta 24€ por persona, la comida es ecológica, sencilla pero muy muy rica. A las 9 de la mañana del día siguiente te dejan tu cestita con el desayuno (incluido con la estancia), para que la subas hasta tu cabaña.

Como servicios extra, está el spa ecológico al aire libre. Tiene una hora de duración, es privado y consta de jacuzzi y sauna finlandesa.

Los precios rondan entre los 120€ y los 140€ según la temporada, menos la cena y el spa, que son servicios extra.

[Como esto da para mucho, más adelante ya haré una entrada con fotos para describirlo todo mejor y profundizar más, y es que es un sitio precioso que no se puede explicar en 3 párrafos]

Balneario Blancafort

Hemos ido ya dos veces, y seguiremos haciéndolo como tradición. Nos encantan los spas y aunque esté muy cerca de casa, nos lo pasamos muy bien y desconectamos totalmente.

El Balneario Blancafort se encuentra en La Garriga, a unos 30Km de Barcelona. Es un complejo bastante grande, formado por dos edificios y una zona ajardinada, donde se encuentran las piscinas exteriores, una terraza llamada “La Pèrgola” y el restaurante El Raconet, que sólo abre durante el verano.

En el edificio principal es donde está la recepción, las habitaciones, el centro termal, dos restaurantes y el lobby bar. Con tu estancia en el hotel tienes acceso ilimitado al spa + desayuno buffet libre. Y ya sabes lo friki que soy yo de los desayunos buffet.

El spa se compone de varias zonas: El Natatorium, una piscina con varios chorros y cascadas, dos jacuzzis, camas de agua y área de descanso. El Templarium, que tiene varias piscinas a diferentes temperaturas, duchas de cromoterapia, sauna seca y bancos de piedra. Es nuestra zona favorita del spa, y es que su decoración está inspirada en las antiguas termas romanas. Además en la piscina más calentita (llamada Caldarium, a 40º), se está la mar de bien. Luego está la Zona Balinesa y los Baños del Zahir, el área más exclusiva y donde hacen varios tratamientos y masajes.

También hay las piscinas exteriores, con varios chorros y jacuzzis, ideal para disfrutar durante todo el año, pero es mucho mejor en invierno, para notar el contraste. Vale, sí, se te ponen los pezones como para cortar cristales, pero es muy divertido.

Para cenar, está el restaurante El Olivo. Su cocina está basada en platos tradicionales pero con un toque vanguardista y creativo, ¡además todo está riquísimo! Para terminar la noche, el Señor Zeta y yo siempre acabamos en el Lobby Bar tomándonos un cóctel. No suele haber mucha gente y se está muy tranquilo. Al día siguiente puedes disfrutar del desayuno buffet en el restaurante D’Ors Gourmet, con variedad de frutas, embutidos, repostería, cereales, zumos, productos dietéticos, etc. ¡Me pongo las botas!

Los precios van entre los 100€ y los 250€ la noche, dependiendo del tipo de habitación y de la temporada.

Hotel Els Caçadors

Este hotel fue un regalo de Navidad y nos encantó. Fuimos después de una escapada a Andorra, así que de bajada nos quedamos en este hotel. Fue en enero, y había nevado bastante durante esos días, así que os podéis imaginar cómo estaba el paisaje de blanco y de bonito.

Este hotel está en Ribes de Freser, en los Pirineos. Lo más destacado y lo que más nos gustó es el jacuzzi exterior, ubicado en la terraza última planta, con lo que tienes unas vistas fantásticas. En la misma planta también está la Sala de la Luna, una zona de descanso con sofás, chimenea y decoración lunar. ¡Es como si estuvieses bajo las estrellas!

Y luego está EL RESTAURANTE. Así, en mayúsculas. Es uno de los más emblemáticos de la zona y hacen cocina tradicional catalana. Tienen desde carne a la brasa hasta pescados y arroces, y todo está buenísimo. Además tienen platos aptos para celíacos y vegetarianos. Eso sí, prepara el estómago porque ponen mucha cantidad. Nosotros fuimos con un pack romántico, con lo cual estaba incluida la media pensión. Y sí, nos pedimos unos platazos de carne a la brasa dignos de una comilona, y no de una cena. Y el postre ocupaba la mesa de punta a punta, no exagero. Pero un día es un día y comimos muy muy bien.

Además, está muy cerquita de la Vall de Núria, así que si estás más de dos días, puedes hacer una escapadita a ver este precioso lugar.

Los precios van de los 50€ a los 150€, según habitación y temporada.

Lámina para San Valentín :: Te Quiero hasta la Luna Ida y Vuelta

Y porque sé que lo estabas esperando, también he diseñado una lámina descargable para San Valentín, para que la imprimas, la enmarques y se la des a tu pareja junto con el regalo o detallito que le hayas preparado. ¡Seguro que le encanta!

lámina-imprimible-San-Valentin

Rellena el siguiente formulario y recibirás el enlace para descargarlo en tu bandeja de entrada :)

DESCARGAR LÁMINA SAN VALENTÍN

¡Que no panda el cúnico! Sólo lo utilizaré para enviarte otros imprimibles que crea que puedan interesarte ;)



Como siempre te digo, si me dejas un comentario aquí abajo comentándome otros sitios espectaculares donde hacer una escapada, o si quieres decirme lo muuucho que te ha gustado mi lámina, ¡me harás muy feliz!

Saludos y… ¡nos vemos en otra entrada, colega! 😉

FacebookTwitterGoogle+PinterestEmailShare